PAUTAS PARA LA FAMILIA DE UN ADICTO


Cuando un paciente tiene el apoyo de su familia para salir de un proceso adictivo, hace que sea más fácil y llevadero, tiene un mejor pronóstico. Pero sabemos que el papel del familiar no es fácil, ya que ha perdido algo tan valioso como es la confianza.


Los familiares no comprenden cómo una persona puede llegar a tal extremo de priorizar la adicción a otros valores de la vida como es la salud, la familia o el trabajo, incluso por encima de ellos mismos.


Es importante que la familia entienda que la adicción es una enfermedad, y que dicha enfermedad tiene consigo unos engranajes psicológicos muy complejos.


Los familiares también deben ser entendidos y apoyados, y el adicto debe mostrar empatía hacia ellos.


¿Qué puede hacer el familiar en esta situación?


  • Si todavía consume, intentar dialogar con el fin de saber para qué lo hace. Intentar entenderlo. Transmitir el mensaje que se puede salir, que le acompañas en pedir ayuda de un profesional

  • Cuando empieza en el proceso de abstinencia, es importante no realizar reproches sino reforzar positivamente los cambios y logros que está haciendo. Ya habrá tiempo de quejas y reproches ya que el familiar también tiene derecho a expresar el daño, pero no es el momento

  • Pasando semanas sin consumir, poco a poco ir dejando que vaya tomando responsabilidad sobre su vida, dando poco a poco esa confianza perdida

  • Si hay recaída, y lo ha expresado, pedir ayuda, reforzar que lo haya expresado, entender que forma parte del proceso y tomarlo como algo puntual y de aprendizaje. Pero sin perder de vista su actitud, que no se convierta en una excusa perfecta para volver a consumir

  • Cuidado con los chantajes: a veces nos encontramos situaciones en que el familiar no es totalmente natural en su relación por temor a que sea el motivo del consumo. Por ejemplo, la pareja no puede hablar de ciertos temas, porque al discutir, consume. La realidad no es que consuma por el familiar, sino porque no es capaz de manejar la discusión y por ello consume

  • Es cuestión de decisión: el familiar tiene que tener claro que si el adicto quiere volver a consumir, lo hará, que es su decisión y su responsabilidad, y en ello habrá unas consecuencias que todos asumimos y respetamos


Tomar la decisión de dejar de realizar una conducta adictiva es difícil, pero no imposible. La ayuda y apoyo familiar es fundamental. ¡Pide ayuda a un profesional y aprende a vivir sin adicción!

Posts Recientes
Archivo
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
BANNER-CUADRADO.jpg
sello_creemfutur.png

Plaza Mayor 27 1º Alzira. Valencia

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram